180x150 Best Price

Ruta de la sal

Salinas de Añana, Parque Natural de Valderejo y La Rioja

El Valle Salado de Añana y el parque natural de Valderejo son las principales paradas de esta ruta por el sur de Álava que nos sorprenderá, no sólo por su insólito paisaje, sino porque, además, nos permitirá conocer los rudimentos del oficio milenario de los salineros.

En la villa más antigua de Álava -se fundó en el año 1140-, y en lo que hace 200 millones de años fueron las aguas de un vasto mar, se levanta el valle Salado de Salinas de Añana, uno de los paisajes culturales más espectaculares y mejor conservados de Europa. Declarado Patrimonio Artístico, es una especie de monumento natural formado por más de 5.000 eras o plataformas sobre las que se vierte la muera -agua salada- para la obtención de sal por evaporación solar. Una peculiar y extensa red de canales de madera distribuye el agua hasta los puntos más recónditos del Valle Salado. 

Al interés de las salinas, hay que sumar el valor del entorno natural y patrimonial de Añana, donde abundan los restos arqueológicos de la época medieval, como herrerías, fraguas y hornos. En la zona también se pueden visitar joyas como el Convento de Comendadoras de San Juan de Acre, desde donde se contempla todo el valle, la iglesia de Santa María de Villacones, la Casa Palaciega de los Ozpinas y el Palacio de los Herrán.

No muy lejos de Salinas se encuentra la Casa Torre de los Varona, un imponente palacio, ejemplo de arquitectura militar del s.XIV. Es el conjunto fortificado mejor conservado de Álava, y conserva un interesante archivo familiar.

Estamos ya en Valdegovía, un valle silencioso y poco poblado. Es la entrada al Parque Natural de Valderejo, que, pese a su corta extensión, alberga una gran diversidad de ecosistemas y paisajes. El agua ha labrado las rocas de este espacio natural durante miles de años, dando lugar a bellos paisajes, como el desfiladero y la cascada del Purón. En las laderas de los montes crecen densos bosques de pino silvestre, encinares y hayedos. En el cielo es posible ver al águila real, al alimoche y, sobre todo, al buitre leonado, ya que Valderejo posee la mayor colonia de estas rapaces carroñeras de todo el País Vasco.

Localidades: Salinas de Añana, Torre Varona, Parque Natural de Valderejo.
Distancia en coche: 30,3 km, 52 minutos.
Duración: 1 Día y medio.

Sigue leyendo sobre Ruta del Vino